Después de trabajar más de 30 años con padres de familia -10 años con la comunidad del colegio Moderno Tepeyac a través de su programa Escuela para Padres- escuchando sus problemas, historias y preocupaciones, contactando con sus culpas y miedos en el crecimiento de sus hijos, Marichu González Restrepo comparte a través de su libro ¡Enséñame a Vivir! propuestas que tienen que ver con conocimientos y estructuras, pero también con reflexiones de quienes han estado en el aula aprendiendo y aplicando nuevas herramientas.

El pasado 30 de mayo la Lic. Ma. De Jesús (Marichu) González Restrepo, directora del Instituto para el Desarrollo de los Atributos Personales (IDAP), presentó en el Moderno Tepeyac su obra ¡Enséñame a Vivir! con la presencia de la Mtra. Estela Estudillo Brizuela.  

En entrevista Marichu aseguró “en mi libro hay testimonios de papás del Moderno -sin dar nombres- que decidieron poner en práctica los consejos y que les funcionaron, hay grandes historias de éxito”. 

“He compartido lágrimas, risas y amor con más de mil familias del Moderno Tepeyac. Papás que llegan desesperados a los cursos, tristes a punto de tirar la toalla; ver resurgir la esperanza en ellos  es verdaderamente alentador, les das una estrategia y regresan diciendo: mejoró la relación con mi hijo”.

“Necesitamos despertar a los padres de familia y hacerles ver que el proyecto más importante, independientemente de su proyecto de vida individual, es la familia y en concreto, los hijos”, agregó.

Marichu tiene dos libros para niños: Había una vez… cuentos para niños que les ayudarán a ser mejores personas, en el primer volumen son 17 historias que tienen que ver con una filosofía de vida, en los que se privilegia el uso de la inteligencia en lugar de la fuerza, cómo ser responsable de tu persona, de autoestima, etc.; y en el segundo volumen son 10 cuentos que tienen que ver con la aplicación de los valores a través de historias de vida, pérdidas, de la prudencia, del divorcio de los padres.  

Otro libro es Un regalo después de tu partida enfocado a cuestiones de tanatología, lo escribió después de la pérdida de uno de sus hijos de 19 años.

Sin lugar a duda, su padre el Mtro. Rigoberto González Ruíz, quien fue escritor y fundador de IDAP, dejó en ella un gran legado, “soy el resultado de su filosofía con el propósito de dar bienestar a las personas y familias. Él fue quien se encargó, yo pienso que por inspiración, en traerla aquí y a mí me toca difundirla y enriquecerla”, concluyó.

Categorías: Eventos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *